Santa Teresa del Niño Jesús

Una amiga de infancia

 

Thérèse Martin

¿Qué tienen en común Santa Teresa del Niño Jesús, joven burguesa que entra en el Carmelo con 15 años y muere con 24 años en ese mismo Carmelo después de haber llevado una vida sencilla, con el Padre María Eugenio del Niño Jesús que, procedente de una modesta familia de Aveyron, ejercerá importantes responsabilidades dentro de la Orden del Carmelo, recorrerá los continentes y fundará el Instituto Nuestra Señora de la Vida?

¿Qué intuición espiritual empujará al Padre María Eugenio a decir que Teresa se encuentra entre los más grandes Maestros Espirituales de la Iglesia? ¿Por qué la Madre Inés, hermana de Santa Teresita, pudo decir: “No había visto nunca un alma que se pareciera tanto a mi hermana pequeña como el padre María Eugenio”?

Enrique Grialou conocía a Teresa del Niño Jesús desde su infancia, desde el seminario menor. Lee “La Rosa deshojada” – un librito sin importancia, según él – y guardará siempre ese libro con él, incluso cuando marchó a la guerra (1914-1918).

“Ningún libro me impresionó nunca tanto como ese. No encuentro palabras para expresarlo. ¡Es admirable!” Durante las campañas militares, Enrique experimenta la poderosa protección de aquella a la que llama “su amiga de infancia”.

Sin embargo, más que los milagros externos, lo que más impresiona al joven sacerdote son las maravillas que Teresita opera en las almas. Con ocasión de la Beatificación de Teresita, el 29 de abril de 1923, dirá: “Personalmente, creo que es uno de los más bellos días de mi vida. Habré rezado más por la glorificación de Teresita que por cualquier otra intención. Me parece que Teresita va a derramar sobre el mundo el amor divino a raudales”.

El camino de la infancia espiritual

Escalier de pierres, Venasque

El Padre María Eugenio difundirá incansablemente, por distintos medios, la doctrina espiritual de Teresita: “Para nosotros, es sobre todo, una maestra espiritual: modestamente pero, con toda seguridad, nos ha mostrado su “caminito”, nos ha enseñado la confianza y el abandono, después de habernos revelado algo de lo que ella misma había descubierto en la Santísima Trinidad, esa hoguera ardiendo de amor que es el Amor sustancial, el Espíritu Santo”.

 

 

¿Cuál es ese caminito?

“Cuanto más débiles somos, sin deseos ni virtudes, más preparados estamos para dejarnos invadir por el amor que consume y transforma”, escribía Teresita.

El Padre María Eugenio comenta también: “La pequeñez, en todos sus aspectos, es la aptitud para recibir a Dios…Lo espiritual se encarna en lo“pequeño”. Dios concede sus favores a los sencillos, a los pequeños…Si queremos atraer la Gracia, desarrollemos la humildad”

Aparece entonces la relación profunda entre la santidad y la pobreza totalmente aceptada: “Cuando el alma se empobrece completamente, explica el Padre María Eugenio, es cuando va hacia Dios y Dios se precipita hacia ella cargado con la riqueza de sus dones”. “La santidad consiste en un estado de pobreza tal, que nos tengamos que sentir obligados a pedirle todo al Espíritu Santo”. “Es la actitud del niño que se abandona, confiado, en los brazos de su padre. El caminito de Teresita, llamado también “infancia espiritual”, no es un camino reservado a los perfectos, precisa el Padre María Eugenio. El camino de infancia espiritual se abre ante todas las almas”.

Palabra de Dios para nuestro tiempo

 

Thérèse de l'Enfant-Jésus - Regard

Escuchemos unas palabras del padre María Eugenio en una conferencia del año 1947:

«Este tesoro, este amor de Dios, quiere expandirse y busca almas en todos los ambientes para llamarlas a su intimidad y desvelarles los secretos de su corazón. Encontramos este pensamiento en santa Teresa del Niño Jesús, que lo expresa al final de su carta a sor María del Sagrado Corazón.  Quiere una legión de almas pequeñas para dar a conocer el Amor, y esto no solamente en el mundo de los monasterios, sino en los barrios, en los bulevares, en cualquier parte donde haya almas que Dios llame a su intimidad divina»

Y un poco más adelante:

«A nuestra civilización refinada y hastiada, que ha perdido el sentido de lo infinito y que se resiente de ello, Dios ha enviado una niña que, con el encanto y la pureza luminosa de su sencillez, repite el mensaje eterno de su amor, a saber, que nos ha creado por amor, que su amor se mantiene vivo, que es aún más ardiente a causa de nuestros abandonos, que espera que le amemos como niños, que nos dejemos amor como niñitos.

El Espíritu Santo sitúa a un guía en cada etapa de la historia, a cada nueva civilización da un maestro que le transmita su luz….

…En vista de esto, ¿es profetizar el afirmar que Teresa estará, está ya, entre los grandes maestros espirituales de la Iglesia, entre los más poderosos guías de almas de todos los tiempos?»

(Textos publicados en “Tu amor creció conmigo”, EDE, pág. 17-18)

 

INSTITUTO SECULAR NUESTRA SEÑORA DE LA VIDA

En la gran familia del Carmelo, el Instituto “Nuestra Señora de la Vida” es un Instituto Secular.

El 21 de noviembre de 1973, la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y para las Sociedades de Vida Apostólica, reconoce a NUESTRA SEÑORA de la VIDA como un único Instituto constituido por sacerdotes y por hombres y mujeres consagrados.

NUEVO PROGRAMA 2020/21 DE RETIROS CON NUESTRA SEÑORA DE LA VIDA EN LA CASA DE ORACIÓN “LA CRUZ”

¡Qué grande es el gozo de Dios cuando encuentra un alma en la que puede derramarse! Beato M.Eugenio   CLIC AQUÍ...

CONTACTO

Correo electrónico:

nuestrasenoravida@gmail.com